Cómo Preparar un buen Té

Al verter agua caliente sobre el té verde o agua hirviendo sobre el té Oolong o negro, las sustancias solubles del té (cafeína, polifenoles y varios componentes volátiles como los aceites esenciales) pasan al agua a un ritmo de concentración que va disminuyendo con el tiempo. Para extraer todo el sabor del té, es primordial que haya mucho oxígeno en el agua a la hora de realizar la infusión.

LAS REGLAS DE ORO


1. Escaldar la tetera.  Esta operación tiene como objetivo precalentar la tetera, antes de poner en ella las hojas de té, evitando el contraste térmico, para que el té libere así todo su aroma.


2. Poner una cucharadita de té por taza y una más para la tetera. Una vez escaldada la tetera, poner en ella el té.  (Esta cantidad puede variar según el tipo de té y los gustos personales).


3. Verter el agua a punto de hervir sobre el té. 

Es conveniente vigilar bien el agua y retirarla del fuego cuando empieza a hervir (lo que corresponde a una temperatura de unos 95º).

Los hervidores eléctricos se paran automáticamente a esta temperatura.


4. Dejar en infusión de 3 a 5 minutosEsta regla no es absolutamente imperativa, solo el límite superior a 5 minutos debe respetarse si no quiere un té acre o amargo. 

Vea en la tabla recomendaciones dependiendo del tipo de té.


5. Remover y servir. Cuando ha terminado el tiempo de infusión, remover con una cuchara y servir.

 

Temperatura Tiempo de Infusión
Té verde70 - 95ºC1 - 3 minutos
Té blanco70 - 95ºC3 - 7 minutos
Té Oolong 95ºC 2 - 8 minutos
Té negro95ºC3 - 5 minutos
Tisanas y  Rooibos90 - 95 ºC 5 - 8 minutos
El Té con Buen Gusto